Manejo terapéutico del sueño en los trastornos del Neurodesarrollo

Los trastornos del sueño se traducen en una disminución del tiempo total de sueño nocturno, ya sea por un aumento de la latencia, de los despertares nocturnos o una disminución de la eficiencia del sueño.

Tal y como se expuso en la ponencia sobre Sueño y Trastornos del Neurodesarrollo en la última reunión anual de la Sociedad Española de Neurología Pediátrica (SENEP) en Toledo, los trastornos del sueño afectan a un 15-25 % de la población pediátrica general y son muy frecuentes en los niños con trastornos del neurodesarrollo (TND). De hecho, la prevalencia en este último grupo son significativamente superiores a la población general, ya que se estima que afectan a un 25-50 % de niños con TDAH, al 34-86 % con déficit cognitivo y al 49-89 % con espectro autista. Estos trastornos provocan una disminución de la calidad de vida de los niños y también de la familia, por lo se hace necesario el abordaje clínico y terapéutico para una mejora del sueño y de la situación general del niño con TND.

Fuente: Escofet C, SENEP 2016.



En los trastornos del espectro autista (TEA), el ritmo del sueño puede verse alterado por multitud de factores, entre ellos los biológicos, ambientales, farmacológicos, genéticos, educativos, etc., los cuales afectan a la vida diurna de los niños, por lo que interfieren en su aprendizaje y agravan los síntomas del TEA.

Por ello, la identificación y tratamiento de las alteraciones del sueño son un punto esencial para la mejora del manejo de niños con TEA. En este sentido, el manejo terapéutico dependerá del tipo de trastorno del sueño, sin embargo, la terapia conductual junto a la suplementación con melatonina es la más habitual. De hecho, numerosos estudios demuestran la mejoría del sueño gracias a este abordaje terapéutico.
Entre los más recientes, Malow; 2012, demostró la mejoría de la latencia del sueño en la 1º semana, así como del comportamiento diurno y el estrés paterno. Por otro lado, Wright; 2012, también observó una mejoría de la latencia, del tiempo total de sueño y del comportamiento (comunicación).

 


*Qs: cuestionarios, Lat: latencia, TC: terapia conductual, M: melatonina, TTS: Tiempo Total de Sueño.

Fuente: Escofet C, SENEP 2016.


Por todo ello, vemos que en el manejo terapéutico de los trastornos del sueño en niños con TND, el uso de melatonina ofrece mejorías significativas en la duración total del sueño, y con ello, un aumento de la calidad de vida de los pacientes, y también de la familia.

Referencias:

  • Escofet C, Moraleda-Cibrián M. Sueño y Trastornos del Neurodesarrollo. En: XXXIX Reunión Anual de la SENEP. Toledo: Sociedad Española de Neurología Pedriática, 2016.
  • Angriman M, Caravale B, Novelli L, Ferri R, Bruni O. Sleep in Children with Neurodevelopmental Disabilities. Neuropediatrics. 2015;46(03):199-210.